viernes 30 de septiembre de 2022 - Edición Nº1395

Opinión | 4 feb 2022

Que la deuda la empiecen pagar los que la fugaron


Por:
Lic. Horacio Rovelli

La Argentina no necesita realizar un brutal ajuste fiscal y comercial, lo hace para honrar una deuda que fue tomada a espalda del pueblo argentino, sin cumplir con los mandatos constitucionales que exige que sea previamente autorizada por el Congreso de la Nación y eso no pasó cuando se tomó el crédito con el FMI, incluso violentando el propio estatuto del “Fondo” que en su Art. 6to Inciso “a” dice que no se le puede prestar a un país en fuga de capitales y, fue lo que hicieron, es más, fue lo que propiciaron para endeudar a la Argentina y beneficiar a una minoría parásita y rentista como lo informó el mismo BCRA.

 

Con fecha 21 de mayo de 2020 el BCRA publicó el Informe "Mercado de cambios deuda y formación de activos externos, 2015-2019” y demuestra que de la deuda tomada por la gestión de Cambiemos, la “fuga de capitales” del período comprendido entre diciembre de 2015 y octubre de 2019 alcanzó los 86.200 millones de dólares. Aumentaron la deuda y prácticamente el 85% de la misma no se invirtió en el país y se convirtió en activos financieros de residentes argentinos en el exterior.

 

Es más, ese Informe sostiene que en total, 6.693.605 personas físicas y 85.279 personas jurídicas compraron los 86.200 millones de dólares durante la gestión de Cambiemos,  pero los 100 mayores adquirieron 24.679 millones de dólares

 

Ni el BCRA (que armó el listado), ni el gobierno nacional dieron a conocer los nombres de los que compraron las divisas en que se endeudaba el Tesoro de la Nación de la gestión de Cambiemos, pero sí lo hizo el semanario digital “El Cohete a la Luna” en una nota titulada “Los 100 de Macri”*, del 24 de mayo de 2020 firmada por su director, Horacio Verbitsky, lista jamás desmentida por los interesados ni por el BCRA. Entre esos grande fugadores están Telefónica Argentina con 1.248,2 millones de dólares y Pampa Energía SA (del grupo Midlin y Josep Lewis) con 903,9 millones de dólares[1]; Monsanto Argentina SA (donde hizo toda su carrera Gustavo Idígoras, actual Presidente de CIARA-CEC y conspicuo miembro del Consejo Agroindustrial Argentino); Grupo Clarín con Directv Argentina S.A. y Telecom Argentina SA; el grupo Techint con Siderar SA; Hidrovía Paraná SA (que es la empresa que tiene la concesión del dragado del Río Paraná); Aceitera General Deheza, una de las grandes beneficiadas con las privatizaciones y concesiones del menemismo, que posee tres puertos propios (uno de ellos socio con la multinacional Bunge) en los 70 kilómetros del nodo portuario del Gran Rosario-Santa Fe que van desde Arroyo seco al sur hasta Timbués al norte de esa ciudad; y también están Arcor SA de la familia Pagani; el Grupo Galicia de los Braun, Ayerza y Escasanny[2];  el Banco HSBC; y el Grupo IRSA de Eduardo Elsztain, entre otros.

 

 

Ninguna de las 100 empresas de la lista de los que compraron 24.679 millones de dólares, alcanzó a pagar la mitad de los dólares que compraron, lo que supone delito de evasión fiscal y fuga de capitales para los compradores e incumplimiento de las leyes, incluida la de “lavado de activos” para los bancos, que le vendieron esos dólares del BCRA y no tomaron los recaudos del origen de los fondos.

 

AJUSTE EXTERNO Y DEPENDENCIA

 

Siempre, según la declaración jurada de los exportadores, las mismas alcanzaron la suma de 77.934 millones de dólares en el año 2021, de los cuales CIARA-CEC[3] vendieron al exterior por  32.807,9 millones de dólares, que fue un incremento del ingreso de divisas del  61,8 % con respecto al año 2020  y récord absoluto de lo que va de este siglo.

 

Se observa que las exportaciones de productos primarios crecen su participación de 21,91% en el período 2003-2015 a 25,41% en 2016-2019 y a 28,64% en 2021.

 

Las MOA (Manufacturas de Origen Agropecuario: Pellets, Harinas, Aceite, biocombustible, etc)  igual, de 35,29% a 38,01% y 39,71% respectivamente.

 

Los productos primarios y las MOA representan el 68,35% de las exportaciones en 2020-2021, cuando representaban el 57,2% de las ventas externas en 2003-2015.

 

Las MOI (Manufacturas de Origen Industrial) en cambio descienden de ser el 32,6% en el período 2003-2015, a ser solo el 25,04% en los años 2020-2021, pese a que tras la devaluación del peso desde el año 2018, el salario en dólares del trabajador industrial es menor que el de Brasil, razón por la cual  todo el sector automotriz produce más piezas en la Argentina que en el hermano país.

 

EXPORTACIONES EN PORCENTAJES

2003-2015

2016-2019

2020-2021

Exportaciones

100,00%

100,00%

100,00%

Productos primarios

21,91%

25,41%

28,64%

Manufacturas de origen agropecuario

35,29%

38,01%

39,71%

Manufacturas de origen industrial

32,60%

31,24%

25,04%

Combustibles y energía

10,20%

5,34%

6,61%

Fuente:  INDEC

 

 

 

 

La pregunta obligada  es, (¿?) si en el año 2020 se obtuvo un superávit comercial de 12.528 millones de dólares y en el año 2021 fue de 14.750 millones de dólares, acumulando más de 27.000 millones de dólares, porque las Reservas Internacionales del BCRA descendieron de 45.190 a 39.575 millones de dólares.

 

Y esto se debe a que el BCRA no solo abonó intereses de deuda e intereses y capital al FMI y a otros organismos internacionales de crédito, sino que pagó 9.300 millones de dólares a empresas privadas para que paguen sus supuestas o verdaderas deudas con el exterior, cuando la gran mayoría de esas empresas están en la lista de las grandes fugadoras de capital, de las cuales las 100 primeras compraron 24.679 millones de dólares.

 

También se le permitió a las empresas importadoras, con el pretexto que nadie le financia sus compras (y estamos hablando de Cargill y de Toyota, por ejemplo), adelantar el pago de las mismas (antes que ingresen al país) por 6.600 millones de dólares en esos dos años transcurridos.

 

En cambio, Néstor Kirchner, pese a que fueron Presidente del BCRA Alfonso Prat Gay (2002-2004) y Martín Redrado (septiembre 2004-enero 2010), controlaba férreamente la venta de divisas, supo acumular millones de dólares generados por los superávit comercial de esos años y, mediante la colocación de un Bono del Tesoro en dólares, intransferible, a diez años de plazo en el BCRA, empleo 9.350 millones de dólares con lo cual el 3 de enero de 2006, canceló toda la deuda con el FMI y nos sacó su tutela y condicionamiento tras 50 años de dominación[4].

 

Paralelamente el BCRA del gobierno de Alberto Fernández ha generado una bola de nieve que no puede controlar con las Leliq (Letras de Liquidez del BCRA) y con los pases pasivos (los bancos le prestan al BCRA), que son “encajes” remunerados por 4,8 Billones de pesos (es en pesos, pero al tipo de cambio oficial representan 43.000 millones de dólares), que devengan, en el caso de las Leliq una tasa del 40% anual para 7 días (que al acumularse es una tasa mucho mayor) y eso significa que en el año, el BCRA le va a pagar a los grandes bancos, intereses por más de 2 billones de pesos (equivalente a unos 18.000 millones de dólares).

 

Siempre y cuando no suban más las tasas que el valor del dólar (que es lo que pretende el FMI) porque el pago sería mayor, por lo que se le exige a la Administración Nacional reducir su déficit en 0,7% del PIB,  financiarse solo en un 1% del PIB por el BCRA, pero el déficit cuasi-fiscal  o déficit del BCRA por pago de intereses por las inmovilizaciones  a los bancos será no menor al 4,3% del PIB para ganancia exclusiva de los bancos

 

Y encima se pretende reducir el déficit fiscal promoviendo con estabilidad fiscal y desgravación impositiva a sectores que no lo necesitan, como el proyecto del Consejo Agroindustrial Argentino, el de las hidrocarburíferas y, el de las automotrices.  

 

SISTEMA FINANCIERO ARGENTINO 2019- 2022

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diferencia

Porcentaje

INDICADORES

30/12/2019

30/12/2020

28/01/2022

28/01/2022

28/01/2022

MONETARIOS

 

 

 

30/12/2020

30/12/2020

Base Monetaria

1.829.109

2.470.260

3.643.133

1.172.873

47,48%

Circulación Monetaria

1.147.080

1.897.825

2.659.981

762.156

40,16%

Cta. Cte. en el BCRA

682.028

572.435

983.152

410.717

71,75%

Reservas Internacionales

45.190

39.410

37.622

1.788

4,54%

LELIQ

758.453

1.633.620

3.631.394

1.997.774

122,29%

Pases Pasivos

426.655

1.220.889

1.147.821

-73.068

-0,60%

Esterilización

1.185.108

2.854.509

4.779.215

1.924.706

67,43%

Porcentaje/BM

64,8%

115,5%

131,2%

 

 

Porcentaje/ Circulación Mon.

103,3%

150,4%

179,7%

 

 

Adelantos al Tesoro

792.730

1.260.450

2.295.049

1.034.599

82,08%

Créditos al sector privado

2.476.189

3.224.544

4.588.853

1.364.309

42,31%

Porcentaje /PIB

11,15%

11,09%

10,45%

 

 

 

 

 

 

 

 

PIB estimado por el INDEC

 

 

 

 

 

A precios corrientes en millones

27.481.440

43.100.735

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Nota: Porcentaje de inmovilización es el total de esterilización/ BM  ó / Circ. Monetaria

 

 En millones de pesos o de dólares según corresponda

 

 

 

Fuente: Gerencia de Estadísticas Monetarias del BCRA

 

 

 

 

EN SINTESIS

 

La deuda beneficia a una minoría que la fugó casi en su totalidad. Esa minoría es más que probable y seguramente la mayor parte de esa fuga, se la administran los grandes fondos de inversión que son a su vez los que influyen sobre los EEUU y sobre el FMI.

 

Por ende el orden de los factores debe ser cambiado totalmente, primero se debe suspender todo pago al FMI.  Segundo llamar a los CEOs de las principales empresas fugadoras de capitales y a las personas que más fugaron (entre ellos los Eskenazi, los Ick, los Belocopitt, los Filiberti, los Werthein, los Elsztain, etc.) y decirle como hicieron para comprar la cantidad de dólares que compraron si declararon ganancia  e incluso pagaron impuestos por mucho menos de la mitad de lo que compraron (evasión y fuga).  Y tercero, multarlos y hacerles pagar la diferencia y con esa suma recuperada darnos nuestro propio plan de pago para amortizar la deuda con el FMI.

 

Que la deuda la paguen los que la fugaron

 

Horacio Rovelli

es Licenciado en Economía por la Universidad de Buenos Aires. Profesor a cargo de la asignatura Política Económica de la Facultad de Ciencias Sociales (UBA), y de Instituciones Monetarias e Integración Financiera Regional en la Facultad de Ciencias Económicas (UBA). Miembro de la Comisión de Economía de la Fundación Estado, Trabajo y Producción (FETyP).  Vocal de la revista Realidad Económica. Fue Director Nacional de Programación Macroeconómica en el Ministerio de Economía y Finanzas de la Nación. Autor de numerosos trabajos publicados sobre los temas económicos y financieros.


[1] En ambas empresas (Telefónica y Pampa Energía) Larry Fink titular del fondo  BlackRock, reconoce que tiene participación en su capital.

[2] Larry Fink  reconoce participación en el capital accionario  del Grupo Banco Galicia por un 18,8% del total.

[3]

CENTRO DE EXPORTADORES DE CEREALES  (C.E.C.)

 

CÁMARA DE LA INDUSTRIA ACEITERA DE LA REPÚBLICA ARGENTINA (C.I.A.R.A.)

 

[4] La Argentina se adhirió el FMI en el año 1956 con la llamada “Revolución Libertadora” y mediante un severo plan de ajuste pergeñado y dirigido por Raúl Prebisch, al cual Don Arturo Jaureche denominó “El Retorno al Coloniaje”

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
RELACIONADAS
MÁS NOTICIAS